Autodesk Revit

BIM: Chile debería estar contento y España triste

Cuando escucho que alguien se quiere ir, o alguien se va de un país, casi siempre por motivos de trabajo, yo que lo he vivido en carne propia, casi podría dar mil consejos. 

Al final, uno se los guarda y sólo puede desearle lo mejor. 

Lo cierto es que lamentablemente muchas veces nos termina yendo mejor donde elegimos vivir que donde nacimos. Incluso a veces se nos valora más cuando nos vamos que si nos quedamos. 

En épocas de “propiedades geográficas”, al final de cada grupo humano termina habiendo un grupo familiar compuesto por personas. Y en todos esos micromundos humanos existe una persona que se ha ido, o se está por ir. 

Una historia que empieza en un lugar y que quizás, con suerte termine donde uno quiera y en las condiciones que uno se haya “trabajado”. Gentes que nacimos en sudamérica y terminamos volviendo a las tierras de nuestros abuelos y bisabuelos que una vez también tuvieron que irse por razones casi siempre iguales, falta de trabajo y oportunidades. A veces simple deseo de cambiar todo, o de tener diferentes posibilidades. Al menos, tener posibilidades, luego uno ya se buscará la vida para conseguir metas. 

Si hasta para publicar mi primer libro, lo intenté 7 veces en España (desde Uruguay) y me dijeron que no solo 2 veces, ya que las otras 5 ni siquiera contestaron. De los 2 que me contestaron, uno me dijo, “si vivieras en España…” Parecía que vivir en España era importante para publicar un libro en España. Bueno, al final publiqué 15, pero eso es otra historia. Estando en Uruguay, las editoriales Argentinas ni siquiera me dieron una oportunidad de nada, aunque luego tras publicar en España entonces si se interesaron en mí. Claro, ahora ya no me interesaba. No es rencor, es que pagan poco, y aquí se paga muy poco (casi 1 euro por libro) pero ahí, puff… con suerte eran 30 céntimos por libro. (Ojo el libro al público casi siempre cuesta lo mismo). En fin, esto también es otra historia que no viene al caso.

La cuestión es que España debería estar acostumbrada a ver partir a su gente. Según el momento de la historia toca viajar a otra comunidad, a veces simplemente cruzar el charco, o alguno de los “charcos” que nos separan. Unos prueban suerte en Mallorca, otros en Canarias, otros se van de La Rioja para terminar en Bilbao, o simplemente ha nacido en Málaga para terminar trabajando en Barcelona. Otros, en cambio, se suben a un avión y elijen un punto en el mapa lo más alejado posible de esta realidad. A veces pensando que la realidad a la que van, es muchísimo mejor que esta, pero bueno, se olvidan del pequeño detalle de que irse de Europa implica ser inmigrante, y a veces ilegal, allá donde vayan. 

Nada es de color de rosa, pero ¿porque no probar? Sudamérica es elegido por muchos españoles para intentar triunfar, conseguir un trabajo, crearse un porvenir, y lo mejor es que seguramente lo consigan. Tendrán problemas con los papeles, con la homologación de títulos y todas esas cosas que tocan cuando uno se convierte en inmigrante. 

Uno de los países elegidos por los Españoles es Chile. Un país que destaca en Sudamérica por ser quizás el que más sólido se muestra de cara a “las crisis” en general, y que suele tener un estándar de vida alto. Aunque claro, en sudamérica hablar de alto, no siempre es mejor que Portugal o Grecia, por nombrar países que puede que estén un poquito peor que España… implica quizás que en las grandes ciudades se tenga posibilidades de alcanzar un estandar de vida europeo. Sin embargo, si haces un balance de todo el país las diferencias son abrumadoras. Perú también se está consolidando económicamente, y por supuesto que tienen dificultades, como no la van a tener si sólo comparado con España que hace 7 años era la “locomotora de Europa”, y lo que llevamos sufriendo para salir adelante… imaginate un país (o países) totalmente empobrecidos lo que costará salir adelante. Ecuador, incluso, un país que necesita ser mirado con lupa. ¿Alguna vez se han puesto a mirar el tamaño de Ecuador?, es casi del tamaño de Uruguay y son muy pequeños. Sólo que ecuador tiene casi 4 veces más población que Uruguay. Al final, no hablamos de países que fueron Alemania alguna vez, sino de países que estando muy mal, han conseguido encontrar un camino. Largo o corto, ese camino ya se verá. Acertado o no, también ya se verá. Esas cosas no se pueden medir a 4 años, a veces hay que medirlas a 10 años, cuando lamentablemente corregir suele ser tarde. 

España se recupera, dicen, pero lo único que ven bien muchos españoles es que gracias a la bajada del combustible el pasaje en avión empieza a ser un poco más barato. 

Ironías aparte, o realidades, no sé… hoy me entero que uno de mis alumnos online que acaba de terminar el curso de nivel 1 de Revit se va a Chile a encontrar esas oportunidades que aquí no encuentra. Una persona que se ha preparado en Revit, que se seguirá preparando en Revit, y será parte de su carta de presentación cuando llegue a Chile. Otro más, diría yo, que se prepara para que otro país se beneficie de su “sapiensa”. 

Sin embargo, aquí siguen las políticas de ayudar a que las megas empresas puedan triunfar en el extranjero, facilitándoles el camino para abrir mercados y crear… que se yo… trenes de alta velocidad por ejemplo. Porque eso es bueno para España… hombre, malo no es… claro que no, pero al final se beneficia la empresa, los socios de empresa, los que tengan acciones y los bancos que prestan el dinero. Ahora si me dicen que ese dinero fluye hacia el pequeño empresario para que pueda crecer, crear, mejorar… pero eso no existe. 

Cuando se va una generación entera entre 20 y 30 años, hay un problema enorme a corto plazo. 

A Pablo del Corral, que se nos va Chile, le deseo lo mejor y seguro encontrará lo que está buscando. Pablo es otro alumno que termina Revit, y termina yendo a Chile. Viendo el nivel que Pablo ha alcanzado en Revit, su avance, su preocupación por aplicar los conocimientos adquiridos, puedo asegurar que Chile tiene que estar contento, y España triste. Pablo, y lo que sabe, no debería irse… quizás ustedes conozcan una empresa que le permita a Pablo poder cambiar de parecer… de momento sigue aquí, y hasta que no tome el avión seguro hay un lugar que necesitan a alguien que sepa Revit. 

Aquí tienen uno que puedo recomendar. Vale la pena, conseguir que se quede. He visto su progresión y será muy bueno…

Oferta de hoy en cursos online

Aprende Revit, Lumion y otros sin salir de casa

Te has interesado por…

Aún no has mirado mis cursos online

Cursos Online – ¡Pruébalos!